Que puedo decir de una de las personas que más amo del mundo? desde que nació Marcos ha sido como un hijo para mi, le he amado y le amo como tal, cada niño es único, pero Marcos y yo nos entendemos a la perfección, es fácil, el tío "yeyo" y él le gusta hacer las mismas bruterías jajaja y nos lo pasamos genial haciéndolas!! aunque a veces nos llevemos una regañina los dos (yo más que él) jajaja.

El sabe cómo mirarme para sacarme una sonrisa y yo se cómo ganármelo, pero a la hora de hacerle fotos, me resulta muy difícil, como todos los niños no para un segundo quieto, así que una vez más, el tío "yeyo" tiene que buscárselas para sacar fotos así de divertidas y a la vez pasárnoslo de maravilla, resultado conseguido y tarea hecha, hasta la próxima chiquitín.

Te quiero pequeñajo.