Conocí a esta pareja tan simpática en un viaje a Thailandia y desde entonces, nos hemos hecho muy buenos amigos...

Ella es alegre y divertida y él, un tío de lo más salao y gracioso que te puedes echar... jajaja la verdad es que son un encanto y siempre que nos juntamos nos lo pasamos en grande.

Como no podía ser de otra manera, preparamos una sesión que trasmitiera el gran amor que tenían por la llegada de su bebé.

Deseo de corazón que todo os vaya de maravilla siempre y espero que la pequeña Shopie haga vuestras vidas aún más felices!!

Os quiero chicos!!