Bea y Rafa vinieron desde Toledo a Madrid para tener su sesión de premamá, les gustaban mis fotos y querían un reportaje hecho por mi por todos los medios.

Los dos son unas bellííííííííísimas personas, jejeje, es difícil no verles sonreír y cuando estás con ellos, te hacen sentir muy cercano y eso me dio mucha seguridad...como si los conocieras de toda la vida vamos!!

Al venir desde tan lejos recuerdo que llegaron tarde, atascazo!! así que teníamos menos tiempo para hacer la sesión...yo la dije que siempre hay un pequeño periodo de tiempo al principio en el que te da un poco de vergüenza, ese tiempo lo perdió, así que le tocaba ponerse las pilas y hacer lo mismo en menos tiempo... y oye!! dicho y hecho!! nos pusimos manos a la obra y pronto empezaron a salir estas bonitas fotos.

Gracias por recorrer tantos kilómetros para haceros este bonito recuerdo conmigo!!

Siempre os llevo en mi corazón!!

Un beso muy grande!! y que disfrutéis de la princesita!!